Europa, Oriente Próximo, Asia-CEI Español

Para lograr un acabado con éxito, es necesario empezar con las herramientas correctas

La selección de herramientas y la planificación preliminar apropiadas ayudan a reducir los errores al mínimo

sep-2010

Cuando Brian Kenkel decidió que era el momento correcto de fundar su propio negocio, ya había varios contratistas de perforación subterránea bien consolidados. Kenkel tenía confianza en sus conocimientos de HDD porque había participado en la perforación direccional horizontal (HDD) durante varios años antes de que fundara Hurk Underground, con sede en Grinnell, Iowa, con dos de sus socios comerciales. Pero sin una reputación establecida en un área muy competitiva, Kenkel pensó que la clave para tener éxito era encontrar un mercado especializado, y satisfacer sus necesidades.

“Empezamos concentrándonos en trabajos ‘especializados’ que otros [contratistas de HDD] no hicieron”, recuerda Kenkel, “como limpieza de canales de alcantarillado, mucho trabajo de drenaje y ese tipo de cosas. También usamos algunos métodos [HDD] que no usan otros contratistas, lo cual nos ayudó desde el principio. Inicialmente nos concentramos en ferrocarriles y después nos expandimos”.

Empezando con un camión, una perforadora y alquilando excavadoras para la mayoría de los proyectos, Hurk Underground ha seguido creciendo desde entonces. La compañía tiene ahora siete empleados de tiempo completo, tres perforadoras, tres miniexcavadoras, nueve camiones y varios ASV, y ha extendido sus servicios para incluir el hincado de tuberías. Kenkel atribuye su éxito desde un principio a la persistencia, perseverancia y lo que el llama un poco de terquedad.  

“Seguimos yendo de puerta en puerta hasta que alguien dijo que sí”, rememora Kenkel. “Visitamos sobre todo departamentos de transporte y ferrocarriles del estado, describiéndoles lo que podíamos hacer y haciendo presentaciones sobre nuestras capacidades. Fue muy desalentador al principio. Durante la mayoría de estas primeras reuniones muchas personas dudaban de que pudiéramos hacer lo que describíamos. Después pudimos por fin encontrar un par de personas que nos dieron una oportunidad - ¡más que nada porque creo que estaban hartos de oírnos y porque no pensaban que pudiéramos hacerlo! Después de lograrlo, de repente tuvimos mucho trabajo”.

La “terquedad” de Kenkel y el servicio de un mercado especializado ciertamente nos han dado buenos resultados. Hurk Underground hace proyectos en todo EE. UU., completando últimamente un trabajo complicado y difícil en una línea ferroviaria principal de Burlington Northern cerca de Pleasant Dale, Nebraska.

Un chorro de agua continuo procedente de un manantial ubicado en una colina cercana mantenía llena de agua una zanja que bordeaba la vía. Esta humedad persistente creó condiciones húmedas durante todo el año, lo que originó órdenes de marcha a velocidad reducida y vías mojadas continuamente. (Una orden de marcha a velocidad reducida es un término usado para describir una vía en condiciones arriesgadas ocasionando la reducción de velocidad de los trenes al pasar por esta sección de la vía). Burlington Northern llamó a Hurk Underground para rectificar el problema con su tecnología patentada de perforación de aliviadero.

El proceso consiste en instalar una tubería de drenaje corrugada en el suelo y literalmente "aliviar" el agua haciéndola llegar a un tubo para el drenaje. La cuadrilla de Kenkel necesitó 73 perforaciones de aproximadamente 53 m (175 pies) por perforación en una tubería portadora que se extendía más de 800 metros para drenar el caudal continuo de agua procedente del manantial. Para completar el trabajo, Kenkel seleccionó herramientas fabricadas por Vermeer Corporation, ubicado en Pella, Iowa, además de un localizador DCI Eclipse.

Kenkel usó el sistema de conexión de herramientas patentado SplineLok® desarrollado por EarthTool Company y distribuido por Vermeer. “Este proyecto constaba de más de 70 perforaciones en condiciones de barro mojado, explica Kenkel. “La mayor parte del tiempo el escariador estaba sumergido en agua, dificultando aún más el montaje y el desmontaje. Por razones de seguridad y simplemente por comodidad, el Sistema SplineLok facilita el cambio de herramientas. Nunca rompimos una conexión usando el sistema SplineLok. Es una conexión muy limpia comparada con la traba de roscas tradicional”.

Recomendaciones para la compra de herramientas
Cuando se trata de tomar decisiones sobre la compra de herramientas, Kenkel considera tres factores principales.

“La fiabilidad es lo más importante”, enfatiza Kenkel “Es esencial disponer de herramientas fiables. Cuesta mucho reemplazar una herramienta rota." Además del gasto de reparar o reemplazar la herramienta, está el costo evidente de tener una perforadora inactiva y sin funcionar. Y si la herramienta se rompe en un sitio donde no pueda sacarla se convierte en un gran problema, sin mencionar que no se puede volver a perforar en el mismo lugar. Muchas veces sólo tenemos una oportunidad en una perforación.”

La construcción de la herramienta también es un factor importante. El diseño y la ingeniería, el proceso de fabricación y la calidad de las materias primas son consideraciones importantes.

 “Consideramos también la lealtad y la flexibilidad”, continúa Kenkel. “Cuando encontramos un proveedor que trabaja bien con nosotros, entiende nuestro negocio y es flexible, somos leales con este proveedor. Consideramos que Vermeer es más que un simple proveedor. Ha habido varias ocasiones en que les hemos pedido que nos fabricaran una herramienta para cumplir con ciertas especificaciones. No recuerdo ninguna ocasión en que no hayan podido lograrlo”.

Las materias primas y el acabado prolongan la vida útil de la herramienta
La vida útil de la herramienta depende de la calidad de los materiales de que está hecha y la ingeniería usada para fabricarla. Los procesos de fabricación varían mucho. La calidad del carburo también puede variar como lo puede hacer la calidad de las materias primas usadas para otros componentes de herramientas como los dientes de corte, etc.
Una herramienta es solamente tan fuerte como el material del que está hecha y el proceso utilizado para fabricarla. El diseño también es un factor importante. Por lo general, cuanto mejor sea la fundición, más fuerte es la herramienta; y cuanto mejor es la ingeniería, más tiempo durará.

La fricción es lo que más contribuye al desgaste, por lo que la precisión de la colocación de los dientes de cortes es crucial. Incluso una desviación diminuta puede resultar en un corte ineficiente y en un mayor desgaste de la herramienta, mientras que la precisión de colocación de los dientes prolonga la vida útil de la herramienta.

Según Chris Fontana, que gestiona el sector de Vermeer Cutting Edge, la selección apropiada de herramientas es clave para completar una perforación con éxito. Fontana cree firmemente que los contratistas deben ser diligentes en el desarrollo completo de un plan antes de empezar cualquier proyecto. Esto incluye conocer el terreno, las condiciones del suelo y entender qué herramientas dan mejores resultados en ciertas condiciones.

“Algunas condiciones [del suelo] son menos complicadas que otras”, explica Fontana. “Pero cuando se adentra en terrenos muy específicos y accidentados—arcilla muy compactada, adoquines y ciertos tipos de rocas por ejemplo—la selección de la herramienta adecuada puede significar la diferencia entre éxito y fracaso. Cuanto más sepa un contratista sobre lo que vaya a encontrar, mayores serán las probabilidades de completar la perforación con éxito y de la forma más eficiente”.

“Hable con la mayor cantidad posible de personas que tengan experiencia en suelos y conozcan la topografía de la región”, recomienda Fontana. “Hay muchas opciones de herramientas diferentes y la experiencia desempeña una función importante en el proceso. Se dispone de distintos estilos de escariadores para condiciones específicas. Vermeer recomienda que los contratistas completen un análisis de costos y beneficios antes de comprar cualquier herramienta de modo que no compren una herramienta que sea más de lo que necesiten, o lo que es peor, herramientas que no estén preparadas para hacer el trabajo”.